Tata Nano

Sí, se trata del coche más barato de la historia, y es hindú. Este vehículo, que revolucionará a las masas de la India y parte del extranjero, eleva su precio a la ingente cantidad de 100.000 rupias, unos  1.500 euros. Cierto, es de traca; la cuarta parte de lo que cuesta actualmente el coche nuevo más barato del mercado, el Fiat Seicento 1.1. Un coche que proviene de los años 90, pero que aún así, sigue siendo, frente al Nano, de mayores proporciones.

Sería en enero de 2008 cuando en el Salón del Automóvil de Delhi se presentara el Tata Nano por parte del fabricante Tata Motors, reciente comprador de las lujosas marcas Jaguar y Land Rover. Tras una serie de obstáculos, como es el caso de las inundaciones sufridas en el país en 2008 y las huelgas de agricultores de Bengala -que achacaban la expropiación de tierras por la fábrica-, su salida al mercado se ha ralentizado un tanto, pero ya se pueden ver las primeras imágenes de la segura revolución automovilística.

El Nano cuenta con un motor de gasolina bicilíndrico MPFI de 624 cc. Construído en aluminio, cuenta con 0,6 litros de cilindrada entregando 35 CV a 5.250 rpm y un par máximo de 48 Nm a 3.000 rpm. Alcanza una velocidad máxima de 105 km/h y tiene una caja de cambios manual de cuatro velocidades, superando pendientes del 30%, con un radio de giro de 4 metros. En cuanto a su consumo, este vehículo cumple la normativa BS III de emisiones, equivalente a la Euro III comunitaria. Su consumo rondaría los 4.24/100 km en ciclo mixto, lo que equivaldría a 101 g/km de emisiones de CO2, inferiores a las del Toyota Prius.

Por otra parte, tiene capacidad para 4 personas y cuenta con cinturones de seguridad en todas las plazas. Desde Autocar comentan que, a pesar de sus limitaciones, el Nano se conduce sorprendentemente bien. Es curioso porque no tiene dirección asistida, pero el esfuerzo para girar el volante es prácticamente nulo. Por sus características, su equivalente en el mercado, podría ser el antiguo Ford Model T en Estados Unidos.

Por otro lado, la compacta carrocería del Tata ha sido diseñada por el instituto Idea de Turín. ASí pues, el coche mide 3.1 metros de longitud, 1.6 metros de altura y 1.5 metros de anchura. Su peso, por su parte, es de 600kg.

El presidente de la gigantesca empresa hindú, Ratan Tata, explicaba el gran esfuerzo que ha supuesto llegar hasta el Nano, sobre todo por lo complicado de construir una planta de montaje. El objetivo principal, según cuenta, era ofrecer a la familia media india la posibilidad de moverse, en medio del caos de los 1.100 millones de personas, en un vehículo de mayor seguridad que la motocicleta. Por algo las cifras de víctimas mortales del país rondan las 100.000.

Ratan Tata, que sabemos cede el 66% de sus ganancias a obras benéficas, explicaba que el proyecto nació con la idea de una estructura tubular, que supusiese producir sólo los componentes y después enviarlos a pequeños talleres regionales con bajísimos costes. Así además, se estaría generando empleo en todo el país. Todo esto estaba muy bien, pero finalmente, se optó por construir una fábrica en el estado de Bengala Occidental, Kolhata - después la fábrica de Uttarakhand y una casi construída gran planta en Gujarat-. Allí se producirían unas 200.000 unidades del Nano anuales, con un coste total de desarrollo del vehículo de 312 millones de euros. Así lo expresó:

“El Nano representa el espíritu de transgresión de las barreras convencionales. Desde la mesa de dibujo a su lanzamiento comercial, el concepto, el desarrollo y la producción en serie del vehículo han superado diversos desafíos. (…) Espero que proporcione un transporte de cuatro ruedas seguro y asequible a aquellas familias que no han podido poseer hasta ahora un vehículo. Estamos encantados de poder presentar el Tata Nano en la India y el mundo”

Existirán 3 versiones disponibles en el mercado:

- Tata Nano Standard: Con posibilidad de 3 colores, asiento trasero abatible, llantas de acero y paragolpes de plástico. Sin ABS, airbags o dirección asistida. - Tata Nano CX: Con posibilidad de 5 colores, calefacción y aire acondicionado, servofrenos, asiento trasero plegable con opción de apoyo para tumbarse y, por último, posibilidad de 2 colores en los asientos. - Tata Nano LX: la versión mas completa, por supuesto. Posibilidad de 3 colores en la carrocería y de asientos tapizados, cierre centralizado, paragolpes de 3 colores a elegir, faros antinieblas, cuentakilómetros electrónico, sujetavasos en la consola frontal, entrada de cargador de móvil.

Por otro lado, el vehículo de serie cuenta con una garantía de 18 o 24.000 kilómetros. La primera tirada comercial será de 100.000 unidades. El plazo de reserva en la India ya finalizó - entre el 9 y el 25 de abril- y, tal como era de esperar, en tan sólo 5 días, Tata Motors recibió 51.000 reservas.

En Europa por su parte, la entrada se hará esperar hasta 2010, con el nombre de Nano Europa y alguna que otra prestación más en temas de seguridad y consumo con respecto a la versión hindú, de la que también se alejará de su precio, que en la europea se acercará a los 5.000 euros. Veremos si el nuevo hito de la industria automovilística también causa estragos en el viejo continente. Por lo pronto, será presentado en la 35ª edición del Salón del Automóvil de Barcelona, que se celebra del 9 al 17 de mayo. A ver qué ocurre.

Si te gusto este post, considera dejar tu comentario o suscribete al feed y consige los ultimos articulos en tu email.

Comentarios

Ningun comentario.

Deja tu comentario

(requuerido)

(requerido)